Logonuevo

 
 

DOMINGO XIII DEL TIEMPO ORDINARIO

Ciclo B, domingo 1 de Julio de 2018  

Descarga una presentación para esta celebración

  

         “No te olvides llevar a Jesús contigo estas vacaciones”

 

CANTO DE ENTRADA: “Ven a la fiesta”

MONICIÓN DE ENTRADA:

Hermanos y hermanas. Nuestro Dios es un dios de vida, no de muerte. Dios no quiere ni la muerte, ni la enfermedad, ni el sufrimiento, ni el dolor. Por eso debemos cambiar, o convertir, nuestro modo de pensar y de hablar; ni la muerte, ni la enfermedad, ni el sufrimiento, ni el dolor nos vienen de Dios. Lo que hace Dios, un Dios que ama la vida, es ayudarnos a sobrellevar estos males. Es justamente lo que hacía Jesús con todos los que se cruzaban en su camino: liberarles de la enfermedad y de la muerte. Es cierto que nosotros no podemos hacerlo, no tenemos el poder de obrar milagros. Pero sí que podemos pasar de las palabras a los hechos. Ante el dolor y la muerte no se trata tanto de hablar, como de actuar. Procurando comunicar vida a quienes más la necesitan. Es decir, haciendo compañía, atendiendo con el máximo cariño, escuchando, ayudando en todo lo que nos puedan necesitar.

ACTO PENITENCIAL:

--Señor, al morir por nosotros, derrotaste a la muerte de una vez para siempre, resucitando de entre los muertos. Señor, ten piedad  

--Señor, tú les devolviste la salud a los enfermos y hasta resucitaste a los muertos. Cristo, ten piedad  

--Señor, tú perdonaste a los pecadores y les devolviste su esperanza y confianza. Señor, ten piedad

 

GLORIA

 

LECTURA: 2ªCor 8,7.9.13‑15

 

CANTO: “Aleluya”

 

EVANGELIO: San Marcos 5, 21-43

                                                                                                                                      

HOMILÍA: 

Frase para comentar: CONTIGO HABLO, NIÑA, LEVÁNTATE

Imagen para comentar: 35 13Ordinario 

ORACIÓN DE LOS FIELES:

--Por toda la Iglesia, para que la opción preferencial por los jóvenes sea una tarea cotidiana. Oremos…

--Por  los gobernantes de los pueblos,  para que escuchen el grito de los migrantes y marginados. Oremos…

--Por los que sufren a causa de la muerte de personas cercanas en familiaridad y afecto, para que reciban nuestro consuelo y cercanía. Oremos…

--Por los difuntos y difuntas de nuestra comunidad, para que lleguen al encuentro de Jesús Resucitado, que dijo “Yo soy la resurrección y la vida”. Oremos…

--Por la intención del Papa Franciscoque los sacerdotes que viven con fatiga y en la soledad el trabajo pastoral se sientan confortados con la ayuda de la amistad con el Señor y con los hermanos

 

LITURGIA EUCARÍSTICA

OFERTORIO:

-- Con esta cartulina impresa con tantos dolores del mundo (muerte, enfermedad, sida, pobreza, accidentes, parálisis, alhzeimer, tristeza, depresión) queremos presentar ante el altar nuestra confianza en Dios. El nos puede ayudar.

--Finalmente, con el PAN Y EL VINO, traemos hasta el altar la MEDICINA que nos aporta fortaleza y seguridad en nuestra fe: LA EUCARISTIA. ¡Ayuda a nuestra fe, Señor!

 

CANTO: ¿QUÉ TE PUEDO DAR?

                                                                 

PLEGARIA EUCARÍSTICA

 

 SANTO

 

PADRENUESTRO (cantado en el altar)

 

CANTO DE LA PAZ: “LA PAZ TE DOY A TI MI HERMANO

 

CANTO: (este canto es para antes de la comunión, en el momento de la invitación a participar del banquete eucarístico)

"El Señor Dios nos amó

Como a nadie amó jamás

Él nos guía como estrellas

Cuando no exístela luz,

Él nos da todo su amor

Mientras la fracción del pan,

Es el pan de la amistad,

El pan de Dios.

Es mi cuerpo

Tomad y comed

Esta es mi sangre

Tomad y bebed,

pues yo soy la vida

yo soy el amor.

¡Oh Señor, condúcenos

Hasta tu amor!"

 

CANTO DE COMUNIÓN: “Como el Padre me amó”

 

 ORACIÓN FINAL: 

Cambia nuestra mirada
para vivir la fiesta del encuentro,
para sorprendernos
con tu paso a nuestro lado,
compañero y protector,
que nos cuida y nos abriga.

Cambia nuestra mirada,
para descubrir a Jesús
que vive en medio nuestro,
en el que sufre,
en el excluído,
en el marginado por la sociedad
pero amado y preferido
por el Dios del Reino.

Cambia nuestra mirada

Para aprender a encontrar

Las semillas del Evangelio,

Que crecen en nuestra humanidad,

Levadura de vida nueva,

Señales de un mundo fraterno.

 

 


CANTO FINAL
: Cosas de locos.


Síguenos en twitter